¡Cerveza gratis para todos!

Publicado: 16 noviembre, 2011 en actualidad, opinión
Etiquetas:, , ,

Siempre he creído – por lo que se ve erróneamente – que la picaresca era patrimonio del carácter español, si me apuran, mediterráneo. Sin embargo se ha producido una noticia que desmiente este tópico: La policía británica ha detenido a 19 delincuentes simplemente enviando invitaciones personales para una degustación gratuita de cerveza. El método es sencillo, barato y cómodo. Imagino a los agentes, de paisano – no creo que llevaran su característico casco y un chándal – con una pinta en la mano, sonriendo, charlando en grupos, esperando tranquilamente a que se acercara el fulano de turno y se identificara con una amplia sonrisa como uno de los premiados.

“- Sí, sí, pase por aquí, señor Smith, allí en el mostrador mi compañero le tomará los datos y en seguida podrá beber cerveza”

Sí. Todas las que quieras, Smith, pero imaginarias, durante tu larga estancia en chirona, chaval, que has caído en la trampa.

Los policías ingleses se han aprovechado de la turbidez mental que provoca la palabra gratis, es gratis, pues lo quiero.

Sienta hasta mejor.

Un compañero de carrera me contó que cuando estuvo de Erasmus en Suecia, en las delegaciones de alumnos de las universidades, disponían boles de cristal llenos de preservativos. Gratis. Se acababan en segundos, esquilmados por los ávidos estudiantes españoles e italianos. Y me confesó que tampoco es que los necesitaran todos, ni mucho menos. ¡Pero es que eran gratis!

Me hace gracia cuando en agresivas campañas publicitarias mi compañía de teléfonos me llama y me ofrece una magnífica oferta con una tarifa más alta en la que puedo ahorrarme hasta un 50%. La mitad de la tarifa, gratis.

– Pero señorita, si la tarifa es más cara, me cuesta más.

– Sí, pero con nuestra magnífica oferta se va a ahorrar mucho dinero.

– Bueno, eso si tuviese la intención de tener una tarifa más cara, ¿no?

Intentan atraparnos con el cebo de la palabra “gratis” que tan bien les ha funcionado a los policías ingleses.

Recuerdo también una conversación – engarzando la idea de la picaresca asociada a lo gratuito – en la que intentamos imaginar qué hubiera pasado si en España la compañía 3M – fabricante entre otras cosas de cristal blindado de seguridad – hubiera lanzado la misma ingeniosa campaña publicitaria que lanzó en un país nórdico – no recuerdo cuál -. Se trataba de colocar una gran marquesina, similar a la de las paradas de autobuses, de cristal de seguridad – el producto promocionado – en cuyo interior, a la vista de todo el mundo había una enorme cantidad de billetes de curso legal. Colocaron una cámara de vigilancia para mostrar las imágenes en las que se veían los infructuosos intentos de las personas que circulaban por allí de romper el cristal para hacerse con el botín.

Eso en España no hubiera funcionado.

Sencillamente, el pícaro español habría aserrado las patas de la marquesina, la habría desmontado, la habría cargado en la furgoneta – o en la moto con escape libre – y ya se preocuparía de tratar de abrirla en su casa.

Me apuesto una cerveza gratuita a que hubiera sucedido eso.

“Yo me lo llevo a mi casa y luego ya veremos.”

Si no se lo creen, recuerden cuando se celebró la primera final de la copa Davis en Sevilla, que tras el campeonato, algún avispado tuvo la feliz idea de apropiase de la estructura metálica de la grada, que construyeron ex profeso para el evento, para venderla al peso a un chatarrero.

Tan real como la vida misma.

Por eso creo que tal vez aquí el truco de la policía inglesa no habría funcionado, porque inmediatamente habríamos desconfiado… ¿cerveza gratis? ¿a cambio de qué? O en su defecto, se habría presentado la familia al completo del delincuente y no hubiera sido posible su detención – por simple cuestión de números – .

En cualquier caso, gracias por seguir leyendo… siempre será gratis.

 Enlace :

La policía británica detiene a 19 criminales con invitaciones de cerveza gratis

 

 

 

Anuncios
comentarios
  1. reyes dice:

    En Motril en concreto esa palabra crea euforia y vuelve majara al personal. Te hubiese encantado presenciar una escena que tuve la suerte de vivir en vivo y en directo en la playa de Poniente, hace unos 4 años, durante un verano en que reinaba una plaga brutal de medusas, y el entretenimiento de la gente era sacarlas en el “resbalaje”, pues todo el mundo le temía a bañarse….hasta que pasó la mítica lancha tirando balones de nivea GRATIS!! y al unísono se levantó un montón de gente, lanzándose a la mar y nadando como posesos para pillar un dichoso balón de nivea, provocando ese pensamiento de gratuidad el olvido de su integridad dermatológica…y mientras los de la cruz roja llevándose las manos a la cabeza!! (bueno, algún miembro también fue en busca de un baloncito…jeje)

  2. Jajajajajaja!!! ¡Genial historia, Reyes! Es increíble hasta donde puede llegar la gente por conseguir algo gratis 🙂
    Gracias por el comentario.
    Un abrazo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s