Azar

Publicado: 10 agosto, 2011 en actualidad, opinión
Etiquetas:, , , , , , , ,

Día cero en Madrid: un bebé blanco y sonrosado nace en un hospital público, atendido por varias enfermeras, una matrona y un ginecólogo.

Día cero en Mogadisho: un bebé de piel negra nace en una chabola, atendido por su abuela y algunas mujeres del entorno familiar.

A los tres días de vida, el primer bebé duerme en su cuna, mimado y querido por un numeroso grupo de adultos que se desviven para que crezca sano, confortable y feliz.

A los tres días de vida, el segundo bebé viaja en el regazo de su madre durante casi veinte días, bajo un sol abrasador, pasando hambre, hacia un campamento de refugiados donde se hacinan cien mil personas. Es su última esperanza.

La historia del primer bebé es bien conocida por todos, crecerá, se formará, tomará sus propias decisiones acerca de su destino y cuando sea adulto será lo que quiera ser si aprovecha las incontables oportunidades que le brinda la sociedad. Esperanza de vida: 80 años.

El segundo bebé con suerte será atendido antes de morir de inanición por un médico occidental que trabaja para una ONG y sobrevivirá. Probablemente tenga secuelas de por vida por la malnutrición de su madre durante el embarazo y los días de penuria sufridos. Esperanza de vida : 48 años.

Si el segundo bebé consigue crecer y llegar a la adolescencia, si es hombre – si es mujer casi seguro que será violada y esclavizada o entregada por sus padres a un hombre que la maltratará de por vida -, cuando sea consciente de la vida que le espera, tratará de eludir a la guerrilla para no convertirse en un niño-soldado, cruzará el desierto caminando con los ahorros que haya podido reunir e intentará conseguir una plaza en una patera que zarpe de Marruecos hacia Europa. Si no se ahoga y no le intercepta la Guardia Civil llegará a las costas españolas donde huirá como un zorro acosado por los perros hacia el interior. Con suerte llegará a una ciudad como Sevilla y se plantará delante de ti en un semáforo con una sonrisa de oreja a oreja para tratar de conseguir unos euros.

El azar le ha llevado hasta ese momento, hasta ti, hasta el blanco que se ha dejado llevar por el oleaje favorable de una vida llena de oportunidades y riqueza.

¿Qué vas a hacer? ¿Ni siquiera devolverle la sonrisa aunque no le des nada? ¿No dignarte ni a mirarle? Deberías ver tu reflejo bien alimentado en esos ojos enrojecidos por la falta de sueño que te miran risueños.

¿Qué hacemos? ¿Subimos la ventanilla para que ni siquiera nos toque y la música ahogue su saludo?

La próxima vez que te quejes por tener que levantarte a las 7:00 para ir a trabajar, piensa un poco, sé consciente de la suerte que el Azar ha querido regalarte y disfruta de ella con moderación.

¿Quién ha dicho que la merezcamos?

Intermón Oxfam – Emergencia en el cuerno de África: http://www.intermonoxfam.org/es/page.asp?id=2291

NOTA:
Querido lector
he cambiado la ubicación del Blog, por favor, accede directamente a

www.acortescaballero.com.

Gracias y disculpa las molestias.

Un saludo,

Andrés Cortés

Anuncios
comentarios
  1. […] hacen a los albinos en algunos lugares de Africa no he podido evitar acordarme de mi entrada “Azar” y en lo injusta que es la lotería de la […]

  2. […] hacen a los albinos en algunos lugares de Africa no he podido evitar acordarme de mi entrada “Azar” y en lo injusta que es la lotería de la […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s